Sans toi, les émotions d’aujourd’hui ne seraient que la peau morte des emotions d’autrefois

(Sin ti, las emociones de hoy no serían más que la piel muerta de las de ayer)

Y debo decir que confío plenamente en la casualidad de haberte conocido. Que nunca intentaré olvidarte, y que si lo hiciera, no lo conseguiría.

Julio Cortázar (Rayuela)